Friday, January 2, 2015

Los pecados de la avaricia y la codicia

1 Timoteo 6:10 10 - porque raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores. 


Sin lugar a dudas estos pecados han causado muchísimo daño a toda la humanidad, porque La Biblia señala que el amor al dinero es la raíz de todos los males, de allí que no se hagan las cosas justamente, de allí brota el soborno o el robo al prójimo, el matar a otro por conseguir algo material o por simple deuda que se tiene. Y todo a causa de la avaricia y la codicia en el corazón del hombre. “se tiene un fuerte deseo de adquirir más y más posesiones materiales, o de poseer más cosas que las que otros tiene” lo malo no es tener dinero sino amar más al dinero que cualquier cosa. Dt. 8: 18 Sino acuérdate de Jehová tu Dios, porque él te da el poder para hacer las riquezas, a fin de confirmar su pacto que juró a tus padres, como en este día.´´ entonces si le pedimos él nos da también la inteligencia financiera para poder hacer riquezas pero que no dañen nuestra comunión con él.
En Wikipedia define La avaricia como el afán o deseo desordenado y excesivo de poseer riquezas para atesorarlas. La codicia, por su parte, es el afán excesivo de riquezas, sin necesidad de querer atesorarlas. Cuando Este tipo de pecados están en el corazón del hombre pueden llevar por cierto a caer en el pecado de la simonía (en querer hacer negocio con las cosas sagradas de manera desordenada, es como si nosotros cobráramos porque usted venga a escuchar la palabra del señor y reciba bendición de parte de Dios o cobráramos por orar por usted para que reciba la sanidad de su cuerpo).

Algunos se vuelven “dinerófilos (aman más el dinero que cualquier cosa)”, 1 Timoteo 6:10 10 porque raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores.´´ fijémonos como nos habla de personas que conocieron el camino correcto (Jesucristo) y lo abandonaron ¿Por qué? Porque quisieron vivir a su manera y no a la manera que Dios desea que vivamos. Y esto era lo que caracterizaba a los pseudomaestros de aquellos tiempos que tenían amor al dinero. Tanto así que Dejaron de buscar a Dios y se fueron en busca del dinero. ¿Qué es para ti de tanto valor que buscas diariamente en este mundo?
Los fariseos en el tiempo de Jesús tenían esa característica (Lc 16:13-15). 13 »Ningún sirviente puede servir a dos patrones. Menospreciará a uno y amará al otro, o querrá mucho a uno y despreciará al otro. Ustedes no pueden servir a la vez a Dios y a las riquezas.» 14 Oían todo esto los *fariseos, a quienes les encantaba el dinero, y se burlaban de Jesús. 15 Él les dijo: «Ustedes se hacen los buenos ante la gente, pero Dios conoce sus corazones. Dense cuenta de que aquello que la gente tiene en gran estima es detestable delante de Dios.´´ en muchas ocasiones el hombre hace cosas que para los ojos del mundo está bien y le interesa poco la opinión de Dios a través de la Biblia, en esa condición se encontraban los fariseos, hacían negocio de las cosas sagradas porque les encantaba el dinero y de lo que decía Jesús al respecto (de la codicia y la avaricia) resultaba una burla de parte de ellos, y muchos hoy día pueden vivir de esa manera, pensando que están bien. Tenemos que amar a Dios por sobre todas las cosas.
 2 Tm 3:2 2 La gente estará llena de egoísmo y avaricia; serán jactanciosos, arrogantes, *blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, impíos, ¿Cómo vive el mundo? Con una pasión desordenada por ellos mismos, Así con estas características llenos de avaricia. Y Esta dinerofilia, según 1Tm 6:10, es “la raíz de toda clase de maldad“. En estos tiempos también hay algunos que sirven al señor pero porque reciben un salario, que no es nada malo, lo malo radica si se sirve al señor para recibir un salario y no por gratitud y de corazón. Así que al tratarse de un deseo insidioso por querer tener más y más a cualquier costo, se cometen cosas ilícitas, se llega a ser desleal, a traicionar a cualquier persona incluyendo la familia para el beneficio personal, se comete el soborno e infinidad de pecados.
¿Qué necesidades materiales tiene el hombre? ¿Alcanza el ingreso que se obtiene?  Muchos quieren dinero para ganar prestigio social, fama, altas posiciones, o simplemente por tener dinero y acumularlo para el futuro y el lema de estos es algo así como éste…“si puedo obtenerlo, lo obtengo, y si no puedo obtenerlo, de cualquier manera, sin importar cual fuese, lo tengo que obtener”. No existe codicia ni avaricia cuando se consigue dinero con el único propósito de cubrir nuestras necesidades físicas más básicas, como un techo digno, alimento, vestido, educación. Por eso es que es urgentemente necesario descubrir hasta dónde termina la necesidad y dónde es que comienza la codicia.
La avaricia es una pasión por el dinero y por las cosas — muy fácilmente conduce a la idolatría (amar más las cosas que se posee que a Dios mismo y eso es idolatría)  La persona avara consagra toda su vida al dinero y deposita toda su fe y esperanza en la riqueza. ¿Usted posee dinero o es poseído por él? Escribió Orígenes, “qué es lo que uno ama con todo su corazón y alma y fuerza; eso para él es su dios. Que cada uno de nosotros se examine ahora, y silenciosamente en su propio corazón decida cuál es la llama de amor que principalmente y sobre todo está encendida dentro de su ser”… Para un codicioso el dinero es su dios. La búsqueda y la acumulación de objetos, tierras, casas, la estafa, el robo y el asalto, con violencia o sin ella, los engaños o la manipulación de los que están en mayordomía o en autoridad sobre los más débiles, son acciones que son inspirados por la avaricia. Jamás un avaricioso ni un codicioso podrán dormir en paz – nunca, – porque esta solo pensando en el dinero siempre.
El alma embotellada dentro de la botella de la codicia es incapaz de comprender las cosas que están fuera de la botella. Siempre andan buscando más, siempre anhelando lo inalcanzable, inútilmente porque nunca se sacian. Quien quiera vivir en paz con Dios y los demás seres vivientes deben abandonar primero la codicia. El albañil que es codicioso abandona la obra cuando halla en su camino otra obra aun cuando ésta última sea de una obra de tinieblas realmente. De la gran obra de Dios, que se traduce en el amor a Él y a sus semejantes, se retiran los codiciosos. Muchos son los que comienzan el trabajo, pocos los que lo terminan, muchos son llamados a ser como Cristo pero pocos siguen su ejemplo.
Lo que más sorprende en la lista de pecados más aborrecidos por Dios en las sagradas escrituras es la frecuente inclusión de la avaricia, en los mismos términos que la de la borrachera y los pecados sexuales. Son como hermanos inseparables. Si esos pecados escandalosos excluyen del reino de Dios a los malvados, entonces también la avaricia, en términos idénticos, hecha fuera del reino de Dios a los avaricientos y codiciosos. Y es más, en dos de las listas San Pablo agrega una frase sumamente grave, cuando escribe “la avaricia, la cual es idolatría” (Ef. 5:5 5 Porque pueden estar seguros de que nadie que sea avaro (es decir, idólatra), inmoral o impuro tendrá herencia en el reino de Cristo y de Dios.´´
Col 3:5 ´´5 Por tanto, hagan morir todo lo que es propio de la naturaleza terrenal: inmoralidad sexual, impureza, bajas pasiones, malos deseos y avaricia, la cual es idolatría.´´ cualquier tipo de pecado que conlleve a cumplir con el deseo del pecador es idolatría porque no se obedece los mandatos de Dios sino se cumplen los propios de cada quien, en esencia se rinde culto a sí mismo. Sin lugar a dudas Es condenable de parte de Dios ¿Puede alguno negar que la avaricia es un pecado tan aborrecible ante Dios?
Hebreos 13:5 5 Manténganse libres del amor al dinero, y conténtense con lo que tienen, porque Dios ha dicho: «Nunca te dejaré; jamás te abandonaré.»´´ ¿usted puede confiar en esta promesa del señor? Y ¿por qué duda que Dios está con usted en ese momento difícil?
No caigamos en el materialismo. Siempre el hablar de los estados financieros en el hogar va a ser algo delicado pero importante en el matrimonio, llegar a un acuerdo mutuo. ¿Cuál será la mejor forma correcta de administrar el dinero?
¿Cuáles son las necesidades básicas del hogar? Necesitamos cubrir las necesidades básicas de nuestro hogar, colegiaturas, comida, teléfono, renta si se renta, etc. Etc. Con el resto del dinero del ingreso ¿Qué se puede hacer? ¿Gastarlo todo? No, lo mejor es ver la manera de comprar activos (algo que genere más dinero para el hogar, pero tienes que invertir en lo que le gusta, conocer el mercado del producto). Lo malo es que se determina comprar cosas innecesarias luego así lo hacemos –aunque no es malo hacerlo pero sabiamente-
Existen varios esquemas que la sociedad lleva a cabo:
En ocasiones se piensa que el hombre se tiene que hacer cargo de los gastos más fuertes del hogar aunque la mujer coopere… y esto es muy cultural aquí en México.
No es decir lo mío es mío y lo tuyo es de los dos…
No caer en el 50 y 50 entre esposos… dividir los gastos de manera perfecta, llegando al extremo. Se tiene que hablar del lado financiero en el hogar para que no haya problemas financieros y que se pueda vivir en paz, ¿Cuántos llevan sus reuniones financieras con su familia? ¿Cuánto hay en ingresos y cuanto de egresos?
El dinero es una herramienta para lograr nuestras metas con la ayuda de Dios, pero tenemos que tener bien claras nuestros proyectos de vida. Por ejemplo en ocasiones las prioridades son muy distintas las de un hombre a las de una mujer, posiblemente la mujer quiera comprar una bolsa y el varón unos zapatos. ¿En su hogar quien es el que gasta más? ¿Usted como mujer o usted como varón? ¿Quién es el administrador de los ingresos? En necesario llegar a un acuerdo entre los dos para realizar alguna compra, porque a veces el varón no dice cuánto gana, pero la mujer no dice cuánto gasta (infidelidad financiera). Todo es importante y llega a un buen fin llevándolo con la sabiduría que nos da el señor.
Conclusión
No tenemos que vivir toda la vida trabajando para adquirir dinero, sino lograr con la ayuda de Dios que el dinero trabajé para nosotros, ¿Cuánto tiempo puede durar usted sin trabajar y poderse mantener por lo menos con lo básico del hogar? Algunos ni un solo día o ni una semana, mucho menos un mes o años. Es allí la importancia de que el dinero trabaje para nosotros sin necesidad de estar presentes, y no trabajar siempre percibiendo un salario, necesitamos buscar buenas estrategias, trabajar inteligentemente, tener inteligencia financiera. Teniendo salud financiera es muy difícil que se caiga en la avaricia y en la codicia pues Dios es el que nos da la inteligencia para ser buenos administradores de lo que él nos da.
Amado yo deseo que seas prosperado en todo…
Hebreos 13:5 5 Manténganse libres del amor al dinero, y conténtense con lo que tienen, porque Dios ha dicho: «Nunca te dejaré; jamás te abandonaré.»

No comments:

Post a Comment